Es importante conocer que uno de los métodos de cocción usados tradicionalmente por los maorís es el hangi maori, una barbacoa hecha en el suelo, donde se cocina con el vapor de rocas muy calientes.

Mejillón-de-labios-verdes

Algunas recetas que no deberías de perderte:

  • Asado hogget: cordero asado del país acompañado de patatas y verduras, delicioso.
  • Fish and chips, de origen británico.
  • Colonial Goose, carne de ganso, algo muy típico de la isla.
  • Whitebait fritter: pequeñas tortillas elaboradas con pescado y tomate.
  • Ostras de Bluff: de la región de Southland, se consideran las mejores del mundo.
  • Mejillón de labios verdes: únicos y originarios de Nueva Zelanda, y base de la comida maorí de siempre.

Si queremos algo dulce para acabar el almuerzo, podemos probar la tarta pavlova, puro merengue con frutas frescas. También podemos optar por un hokey pokey, toffee de caramelo con aspecto esponjoso. O un rico lamington, bizcochito de mantequilla cubierto de chocolate y coco.

Por supuesto, siempre podremos finalizar nuestra comida con un kiwi, fruta originaria de este país, y los encontraras en cualquier sitio. O con un buen queso azul, el Windsor bue cheese, de textura cremosa y más suaves que los que conocemos en España.