Hanoi

En Hanoi, podremos visitar el Templo de la literatura, y el lago Hoan Kiem, el templo Ngoc Son y pasear por los diferentes barrios de la ciudad. También tendremos oportunidad de ver el teatro de las marionetas de agua, hacer algunas compras y empezar a disfrutar de la cultura del país.

 

Sa Pa

Podremos disfrutar de caminatas al de Sa Pa, región situada a unas horas de Hanoi. Podremos ver y conocer de primera mano los terrazas de arroz, la selva y de tener la oportunidad de ver y disfrutar de la biodiversidad de la zona. Indicado para los que busquen hacer trekking o senderismo y conocer las etnias de la montaña, visitar las cascadas de Thac Bac o Cat Cat, o simplemente contemplar el lago desde unas vistas increíbles. Un viaje para los aventureros que quieran ir más allá de las grandes ciudades.

Hoi An

La fusión de culturas es algo innato en esta ciudad. Debido a que comerciantes chinos, japoneses, holandeses, portugueses e ingleses vivieron en esta ciudad siglos atrás, hoy en día, la ciudad posee una gran diversidad cultural. Se trata de una ciudad Patrimonio de la Humanidad, declarada así por la belleza de su casco antiguo. Una ciudad para fotografiar y para disfrutar en todo su esplendor.

Hue

Hue  es es una ciudad imperial emplazada en el centro de Vietnam. Lo primero que deberás hacer, es caminar por la Ciudadela de Hué, para después desplazarse hasta la Pagoda de Thien Mu, considerada uno de los iconos del país. También podrás visitar las tumbas imperiales, uno de los símbolos de los antiguos emperadores.

Si tienes oportunidad, no te olvides de visitar el mercado de Dong Ba, será uno de los muchos que puedas visitar en este país.

Podrás conocer el río del perfume a través de una excursión en barca. Te recomendamos también, que si dispones de tiempo libre, camines por el centro contemplando los edificios coloniales.

Bahía Halong

Podremos disfrutar del inimitable paisaje que ofrece esta bahía navegando por un barco alrededor de las islas flotantes que lo configuran. Lo podremos disfrutar tanto de día como de noche.

Sus islotes desperdigados en todo el mar, la hacen inimitable. Su paisaje no te dejará indiferente.

Ho Chi Minh

Esta ciudad es la antigua ciudad de Saigón. Una ciudad curiosa, y conocida, sobre todo, por la cantidad de motos que podemos encontrar en las carreteras. Tal es así que seguro será toda una experiencia cruzar la calle. En esta ciudad no podemos dejar de visitar el Ayuntamiento, El Teatro de la ópera, o la Catedral de Notre Dame. Esta última, al más puro estilo francés, a pesar de tener unos colores y ciertas diferencias en el diseño, no son pocos los turistas que la asocian con su catedral tocaya, ubicada en París.

Los Túneles de Cuchi, situados a las afuera de la ciudad, nos permitirán conocer las diferentes construcciones y material militar utilizado por los Viet-cong, frente guerrillero durante la guerra de Vietnam. Una visita muy recomendada y en la que podremos conocer de cerca cómo se defendían los vietnamitas durante la guerra.

En el Palacio de la Reunificación, residencia del presidente de Vietnam del Sur durante la guerra o el Museo de los Vestigios de la Guerra. Si nos queda algo de tiempo recomendamos tomar un refrigerio en las terrazas del Hotel Rex, lugar icónico de los reporteros durante la guerra de Vietnam.

 

Delta del Río Mekong

Al sur del país, es un entramado laberíntico, dónde podremos encontrar islas, ríos y pantanos así como también pagodas, o mercados flotantes. Una escapada totalmente recomendable.