cultura de Sudáfrica

Los colonos neerlandeses, alemanes, franceses y británicos, marcarían enormemente las ciudades y la cultura. Durante todo el siglo XX Sudáfrica tuvo que luchar por mantener sus costumbres étnicas. Años de lucha y desigualdad, donde el racismo marcaba la convivencia, han dado lugar a un nuevo país, donde se intenta olvidar ese pasado sangriento dando paso a la esencia más genuina.

Con Mandela en la presidencia comenzó un periodo de re-democratización y universalización de los derechos, desde la creación de una nueva constitución hasta el simbolismo provocado por las victorias deportivas de las selecciones de rugby y fútbol en torneos internacionales.

Sudáfrica es la Nación Arco Íris. Sudáfrica es un auténtico mosaico de pueblos, hay 11 idiomas oficiales y una increíble diversidad de costumbres, artesanías, bailes y canciones locales. Esta riqueza cultural única, que le valió el apodo de «RainbowNation», promete a los viajeros hermosos y maravillosos descubrimientos. Las étnias más importantes son Zulús, Xhosas, Pedis, Basotho, Ngunis y Ndebele.

El Arte Ndebele es reconocido mundialmente gracias a su estética llena de colores brillantes y diseños geométricos. El Limpopo, cuna sagrada de las tradiciones venda, encontraremos expresiones artísticas muy ligadas al mundo espiritual.

Los sudafricanos llevan el baile en la sangre, y encontraremos tantos tipos de danzas como etnias tiene el país. No es difícil encontrarse con grupos de hombres y mujeres vestidos con los trajes típicos de sus tribus bailando como lo hacían antiguamente, ¡los cánticos y las palmas suelen ser indispensables durante estas liturgias!